Thalía Mallqui irá por la presea dorada en Lima 2019

Foto: Prensa Lima 2019.

Thalía Mallqui es Embajadora Lima 2019 por sus méritos deportivos y porque inculca los valores Olímpicos y Paralímpicos. Hoy es una de las principales cartas de nuestro país para lograr una medalla en la Lucha Libre.


La luchadora viene entrenando 4 horas diarias, de lunes a viernes, en búsqueda de su objetivo. La lesión que tuvo el año pasado en el hombro ya quedó en el olvido. “El entrenamiento es constante, cuando eres deportista de alto rendimiento no hay descanso, porque tienes que mentalizarte y entrenar duro para el evento”, resalta Thalía.

Hace poco más de un año recibió el encargo de ser Embajadora de Lima 2019. Todo un honor, y una gran responsabilidad, que la alegró mucho “porque toman en cuenta el deporte de la lucha y es importante darlo a conocer. Aparte, siendo mujer que represento el deporte de la lucha, me pareció espectacular”.

“Siempre que me preguntan qué deporte hago, se sorprenden cuando digo Lucha porque piensan que lo practican solo los hombres”, nos dice Thalía, que recalca que este deporte es su pasión.  

Su esposo Abel Herrera, también es luchador, estará presente en Lima 2019. Fruto de su amor tienen un hijo de 10 años, quien ya está empezando a dar sus primeros pasos en el colchón. “Me alegra mucho que le guste y yo estoy para apoyarlo, como lo hicieron mis padres conmigo, porque sé lo difícil que es ser un deportista de alto nivel y dependerá de él hacia donde podrá llegar”.

La Lucha Libre puede durar 6 minutos, que es el tiempo reglamentario, pero también puede terminar antes por superioridad técnica o puede haber puesta de espaldas. Thalía competirá en la categoría de 60kg, sabe que cualquier cosa puede pasar en una pelea y señala que “todos entrenamos por una medalla y el reflejo de tus entrenamientos se ve en el colchón, por eso entreno super enfocada y mentalizada en querer esa medalla y estoy segura que eso va a tener sus frutos”.

Recientemente estuvo en Colombia en una base de entrenamiento y participó en la Copa Colombia, obteniendo la medalla de oro. “Querían tenernos concentradas, porque todas las del equipo femenino somos madres y se dio la posibilidad de competir y pude ganar la de oro”. 

Previo a los Juegos, estará viajando a España donde se unirán al grupo de varones. “Ahí vamos a tener otro tipo de roce y todo eso sirve para que midas cómo estás en el colchón y controlar tu nerviosismo y así poder ir mejorando. Una cosa es entrenar y otra es competir, son cosas muy diferentes”.

Thalía actualmente reside en Villa El Salvador, pero no olvida sus raíces chalacas, lugar donde precisamente se realizarán las competencias.

“Me siento chalaca porque he vivido ahí toda mi vida, competir ahí es lo máximo porque está cerca a mi casa y espero que estén allí mis vecinos, que me han visto competir desde pequeña y espero poder sentir el aliento”.

En Toronto se quedó con la espina y solo trajo la de plata. Ahora en casa, Thalia anhela la de oro. “Que compren sus entradas porque queremos que esté el coliseo lleno y sentir el calor de todos los chalacos”, finalizó. 

Las competencias de Lucha se desarrollarán el 7 y 8 en el Polideportivo ubicado en la Villa Regional del Callao.

Fuente: Prensa Lima 2019.

Por: José Antonio Valderrama Ahumada.

Comentarios