Municipal derrotó a Ayacucho en el último minuto en Huacho

Foto: Imagen Gol Perú.

En partido disputado en el estadio Segundo Aranda Torres de Huacho, Deportivo Municipal derrotó como local 2 a 1 ante Ayacucho FC, por la jornada 11 del Torneo Apertura de la Liga 1.


En el primer tiempo, los locales salieron con la intención de buscar la victoria, y generaron situaciones claras de gol, sin embargo la visita respondieron también con contragolpes, pero sin hacer mucho daño al arco edil. Antes de finalizar los 45 minutos, los de 'la Comuna' sufrieron la expulsión de uno de sus jugadores, y con el marcador en blanco se fueron al descanso.

En la segunda parte, la visita mostró mayor atrevimiento, llegando con peligro al arco local, pero también sufrieron la expulsión de uno de sus jugadores. Los ediles se pusieron adelante en el score, aprovechando un error en defensa; pero la alegría local duró muy poco, ya que los 'Zorros' alcanzaron el empate, y equipararon las cosas. En los minutos finales, los ayacuchanos fueron en búsqueda del gol del triunfo, pero no estuvieron certeros. En en el tiempo de descuento dos futbolistas, uno de cada equipo fueron expulsados por mutua agresión, quedando con nueve, y en el último suspiro del encuentro, los locales aprovecharon un desacierto en defensa, y anotaron el gol que decretó el triunfo definitivo en tierras huachanas.

Ítalo Regalado (58') y Egidio Arévalo Ríos (94') anotaron para los de 'La Franja'; en tanto que Wilmer Aguirre (69') lo hizo en favor de los ayacuchanos.

Los jugadores Yordi Vílchez y Eduardo Rabanal (Municipal); junto con Tarek Carranza y Ernest Nungaray (Ayacucho), fueron expulsados del campo a los 43, 50 y 92 minutos (los últimos de cada escuadra) del cotejo, respectivamente, dejando cada uno a sus equipos con 9 hombres.

Con este resultado, los ediles suman 18 puntos, mientras que los 'zorros' se quedan con 16 unidades en la tabla de posiciones.

En la próxima fecha, Deportivo Municipal visitará a UTC de Cajamarca, y Ayacucho FC hará lo mismo ante Unión Comercio.

Por: José Antonio Valderrama Ahumada.

Comentarios