Los 45 de Zidane

Por: Daniel Brown Mansilla

Me preguntan por un jugador al que siempre voy a admirar y automáticamente mi respuesta será Zinedine Zidane. El francés supo por mucho tiempo engalanar al fútbol y hoy que cumple 45 años de vida, es preciso recordar por qué es tan importante para la historia del balompié, aquella que lo tuvo como baluarte a finales del siglo XX.

La primera vez que vi jugar a Zidane fue en 1998. Francia inauguraba el Saint Denis antes del Mundial con un amistoso ante España. Era la época en que admiraba a delanteros de la talla de Gabriel Batistuta o el mejor Ronaldo de la historia. Si de Francia se trataba, solo conocía al ya retirado Michel Platiní y al polémico Eric Cantona. 

Zinedine Zidane por entonces ya empezaba a mostrar su talento en la Juventus de Italia, club al que llegó procedente de Girondins de Burdeos. Era el abanderado de un equipo francés que tenía como meta ganar el Mundial en casa. Tras una primera fase brillante pero manchada por una expulsión de "Zizou", Francia avanzó hasta la final y no paró en su objetivo hasta golear a Brasil por 3-0 el 12 de julio de 1998. Aquella tarde en Paris, Zidane anotó dos goles y sacó credenciales de emblema del cuadro francés. 

Fue el primer momento cumbre. El segundo llegó cuatro años después pero no con la camiseta de Francia sino con al de Real Madrid. Cerca de 75 millones de dólares pagó Florentino Pérez para llevarse al francés. Y su jugador más deseado respondió con creces. Un golazo en la final de la Champions League ante Bayer Leverkusen y la novena Copa de Europa justificaron el pago hecho a la Juventus y la millonaria inversión de Pérez. Zidane había soñado con ganar la Champions, pero quizás no lo soño anotando el gol del triunfo de una forma por de más espectacular. 

Zinedine Zidane, de juego elegante y mágico. Supo decir basta en el momento indicado, cuando se dio cuenta que ya no podía rendir como lo deseaba. El punto final llegó en el verano del 2006 y tras despedirse del Real Madrid, el adiós oficial al fútbol llegaría en el Mundial de Alemania. "Vamos a jubilar a Zidane" tituló Marca previó a un España - Francia válido por los octavos de final y el veterano se puso el frac para eliminar a la "Furia" y cerrar la boca de aquellos quienes le iban diciendo adiós de manera anticipada. 


Fue ante Brasil donde mucha gente aplaudió de pie a Zidane. Fue 1-0 con gol de Thierry Henry, pero el "10" francés fue la gran figura, la manija, por quien corrió todo el accionar francés. Fue uno solo contra los monstruos de Brasil que se regresaron a casa con la cabeza baja desde Franckfurt, fue Zidane quien no quería irse a casa antes de tiempo. Pero perdió la cabeza en la final, muchos odiamos a Materazzi, muchos lo vimos salir sin mirar el trofeo. Fue la despedida menos pensada para un jugador que brilló a la luz del mundo.

Zinedine Zidane cumple 45 años como flamante bicampeón del a Champions League con el Real Madrid. Ya en fase de técnico, Zizou vive el fútbol de otra manera pero con la misma tranquilidad como cuando era futbolista. Y no neguemos, más de uno desea que vuelva a vestirse de corto para regalar magia y buen fútbol, como en sus buenos años. 

Comentarios